Clase 33 de Un curso de milagros

  • silvina 

Clase 33 de Un curso de milagros-No hay ningún mundo en absoluto.Sólo hay imágenes externas de pensamientos, los cuales están todos presentes simultáneamente.

Todo lo que conocemos como tiempo está sucediendo en este instante único, ahora,el cuál nosotros, meramente re experimentamos en nuestras mentes.

¿Cómo podemos comprender esto?Imagina que realmente estuviese encerrada dentro de un cuarto oscuro que oculta tu miedo,pero que el tomador de decisiones en la mente comienza a darse cuenta de que ha cometido un error al elegir al ego y se vuelve hacia el Espíritu Santo, entonces,comienza a ver menos miedo que antes.
Clase 33 de Un curso de milagros
Clase 33 de Un curso de milagros

Esto hace que comience a entrar la luz en el cuarto poco a poco, esa mente va tornándose cada vez más abstracta .

En el Anexo de psicoterapia Jesús nos dice que aunque la verdad es simple de todas maneras se le tiene que enseñar a aquellos que ya han perdido su camino en interminables laberintos de complejidad.Esa es la gran ilusión.

 Luego el texto dice en el Capítulo 25 Sección 3: Las leyes de Dios no pueden gobernar directamente en un mundo regido por la percepción,pues un mundo así no pudo haber sido creado por la Mente para la cual la percepción no tiene sentido,sus leyes no obstante se ven reflejadas por todas partes.
Clase 33 de Un curso de milagros
Clase 33 de Un curso de milagros

No es que el mundo donde se ven reflejadas sea real en absoluto,sólo lo es porque Su Hijo cree que lo es y Dios no pudo permitirse a sí mismo separarse completamente de lo que Su Hijo cree.Él no pudo unirse a la adherencia de su Hijo,pero si pudo asegurarse de que Su cordura lo acompañe siempre para que no se pudiese perder eternamente en la locura de su deseo.

Todos los que creemos estar aquí estamos amnésicos, un velo de olvido ha caído sobre nuestras mentes para cubrir nuestra verdadera Identidad,al haberla sustituido por una parodia de nuestro verdadero Ser.

Todo el universo físico es una ilusión, no solo nuestras interpretaciones. Este es el absoluto no-dualismo de la metafísica del Curso. El Curso es claro que lo que es real es inmutable, sin límite, sin forma, perfecto y eterno. Por lo tanto, cualquier cosa que cambie, que sea limitada, que tenga forma, que no sea perfecta y que sea temporal, no puede ser real. Algunos pasajes a considerar son los siguientes, aunque hay muchos, muchos otros que hablan de no-dualismo:
Clase 33 de Un curso de milagros
Clase 33 de Un curso de milagros


1) Lección 132: “El mundo no existe! Éste es el pensamiento básico que este curso se propone enseñar.” (W.pI.132.6: 2; así como otras partes de la lección).

2) «La Percepción Verdadera — El Conocimiento»: en esta sección, en la clarificación de términos, Jesús usa la frase «el mundo que ves»; pero lo que sigue deja bastante claro que se refiere no a nuestras interpretaciones, sino a todo el mundo físico que contemplan nuestros ojos. “El mundo que ves no es más que la ilusión de un mundo. Dios no lo creó, pues lo que Él crea tiene que ser tan eterno como Él. En el mundo que ves, no obstante, no hay nada que haya de perdurar para siempre. Algunas cosas durarán en el tiempo algo más que otras. Pero llegará el momento en el que a todo lo visible le llegue su fin.” (C.4.1).


3) «El perdón y el final del tiempo» (T.29.VI). Esta sección completa describe cualquier cosa del tiempo y el cambio como irreal.
4) “El tiempo y el espacio son la misma ilusión” (T.26.VIII.1: 3).

Deja un comentario