Anhelo de libertad-Segunda parte

Anhelo de libertad-Segunda parte.Tu crecimiento interno depende por completo de que te des cuenta de que el único modo de estar en paz y contento es dejando de pensar en ti mismo.

Estás preparado para crecer cuando finalmente te das cuenta de que el yo que siempre está pensando en tu interior no va a sentirse nunca satisfecho.Siempre tiene un problema con algo.

¿Cuándo fue la última vez que no había nada que te molestara?

Antes de que tuvieras el problema que ahora tienes tenías otro diferente y si eres sincero, te darás cuenta de que cuando el problema actual desaparezca,llegará otro nuevo.

El fondo de la cuestión es que nunca estarás libre de problemas hasta que te liberesde esa parte interna tuya que tiene tantos problemas.

Cuando un problema te esté molestando,no te preguntes qué debería hacer al respecto,pregúntate ¿ qué parte de mí se siente molesta por esto?

Anhelo de libertad-Segunda parte
Anhelo de libertad-Segunda parte

Si te preguntas que debería hacer al respecto,ya has empezado a creer que realmente hay un problema ahí fuera que debe ser abordado.

Para alcanzar la paz en medio de tus problemas debes entender por qué percibes una situación particularcomo un problema.

En el caso de que sientas celos, en lugar de mirar cómo puedes protegerte ,pregúntate¿qué parte de mí está celosa?Eso hará que mires dentro,y descubras que hay una parte de ti que está tenido un problema con los celos.

Cuando veas claramente la parte perturbada pregúntate ¿quién es el que ve esto?¿quien percibe esta perturbación interna?.

Preguntarte eso es la solución a todos tus problemas.

El hecho mismo de que puedas ver la perturbación significa que tú no eres ese problema.

Ver algo requiere una relación sujeto objeto ,al sujeto se le llama el testigo porque,es el que ve lo que está ocurriendo,el objeto es lo que estás viendo, que en este caso es la perturbación interna.

Este acto de mantener una conciencia objetiva de la perturbación interna es siempre lo mejor.

En esto recide la diferencia esencial que hay entre una persona de mentalidad espiritual, y una persona mundana.

Sermundano, no significa que tengas dinero o una buena posición social .Ser mundano significa que piensas que la solución a tu problema interno está en el mundo externo.

Anhelo de libertad-Segunda parte
Anhelo de libertad-Segunda parte

Piensas que si cambian las cosas fuera estarás bien, pero nadie ha llegado nunca a sentirse bien cambiando las cosas fuera, pues fuera siempre surge un nuevo problema.

La única solución real es asentarse en la conciencia del testigo y cambiar completamente tu marco de referencia.Para lograr la auténtica libertad interior debes ser capaz de observa robjetivamente tus problemas, en lugar de perderte en ellos.

No hay solución que valga mientras estás perdido en la energía de un problema.

Todo el mundo sabe que no hay otro modo de afrontar adecuadamente una situación,si está te provoca ansiedad, temor, enfado.

El primer problema que debes afrontar es tu propia reacción.No podrás resolver nada afuera hasta que te hagas cargo del modo en que la situación te afecta dentro.

Anhelo de libertad-Segunda parte
Anhelo de libertad-Segunda parte

Generalmente los problemas no son lo que parecen ser, te darás cuenta de que el verdadero problema es que hay algo dentro de ti,que es susceptible de tener un problema con casi cualquier cosa.

El primer paso es afrontar esa parte de ti.

Esto implica un cambio en la conciencia de tal manera que en vez de enfocarte en la búsqueda de la solución externa debes centrarte en la búsqueda de la solución interna.

Tienes que romper con el hábito de pensar que la solución a tus problemas reside en arreglar las cosas fuera.

La única solución permanente a tus problemas es entrar en tu interior y soltar esa parte de ti que parece tener tantos problemas con la realidad.

En cuanto hagas esto, tendrás suficiente claridad para afrontar todo lo demás.

Ciertamente hay un modo de soltar esa parte de ti que ve problemas por todas partes, puede que creas que es una tarea imposible,pero no lo es.

Es realmente posible abstraerte de tu melodrama.Para ello basta simplemente con que te observes a ti mismo sintiéndote celoso,temeroso, o enfadado.

No necesitas pensar en ello y analizarlo,basta simplemente con que te des cuenta,de tu estado.

Céntrate en quién es el que ve todo eso,quien nota los cambios que se producen internamente cuando se lo dices a un amigo, cada vez que hablas..

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: