Anhelo de libertad-Cuarta parte

Anhelo de libertad-Cuarta parte.Hay un tipo de sueño llamado sueño lúcido en el que sabes que estás soñando.En este tipo de sueños si vuelas sabes,que estás volando.

El hecho de darte cuenta de eso,te permite pensar.¡Ey mira estoy soñando que vuelo!.Voy a volar por allí encima.

En esos sueños eres suficientemente consciente como para darte cuenta de que se trata de un sueño, en el que sueñas que estás volando.

Esto hace que estos sueños sean muy diferentes de los sueños habituales en los que estás completamente absorto del sueño.

Darse cuenta

Esta distinción es exactamente la misma diferencia que hay en tu vida cotidiana entre el mero y simple darte cuenta y darte cuenta de que te das cuenta .

Cuando eres un ser que te das cuenta de que te das cuenta, no te absorbes ya por completo en los sucesos que ocurren a su alrededor,por el contrario te sientes consciente e interiormente de que eres el experimentador de los eventos,al igual que eres el experimentador de los pensamientos y de las emociones correspondientes.

Anhelo de libertad-Cuarta parte
Anhelo de libertad-Cuarta parte

Cuando surge un pensamiento en ese estado de conciencia ya no te extravías en él ,sino que sigue siendo consciente de que eres tú el que está pensando el pensamiento.

De este modo eres lucido.

Esto suscita un par de cuestiones interesantes,la primera si tú eres el Ser que en mora en tu interior y que está experimentándolo todo ¿por qué existen estos diferentes niveles o estados de percepción?

La segunda, cuando estás asentado en la conciencia de ti mismo estas lúcido.Ahora bien, cuando no estás asentado en ti mismo y por tanto dejas de ser el lúcido experimentador consciente de todo lo que estás experimentando ¿dónde estás?

Anhelo de libertad-Cuarta parte
Anhelo de libertad-Cuarta parte

La conciencia tiene la capacidad de hacer algo que se denomina enfocarse.Esta capacidad de enfocarse o concentrarse, forma parte de la naturaleza de la conciencia.

La esencia de la conciencia es darse cuenta,y en darse cuenta tiene la habilidad de poder estar más atento a una cosa en particular que a todo lo demás.

La conciencia tiene la habilidad de enfocarse en los objetos

Sabemos con toda certeza que la conciencia existe,aunque es raro que hablemos de ella. El mejor modo de aprender sobre la conciencia, es a través de tu propia experiencia directa.

Por ejemplo, sabes muy bien que tu conciencia puede darse cuenta de un amplio campo de objetos simultáneamente,o bien puede enfocarse completamente en un único objeto hasta el punto de que deja de ser consciente de todo lo demás.

Eso es lo que ocurre cuando por ejemplo,te pierdes en los pensamientos, puedes estar leyendo y de repente ya no estás leyendo sino pensando.

Es algo que ocurre continuamente .Estás haciendo algo y simplemente empiezas a pensar en otra cosa.

Cuando los ojetos externos, como los pensamientos mentales, pueden atrapar tu atención en cualquier momento,pero es siempre tu conciencia, la que se da cuenta.

Tanto si se enfoca en lo externo, como si se enfoca en tus pensamientos.

La clave es que la conciencia tienen la capacidad de concentrarse,de este modo el sujeto es decir la conciencia,tiene la capacidad de enfocar selectivamente su atención sobre algún objeto en particular.

Si das un paso atrás y tomas cierta distancia de tu percepción, verás claramente que los objetos pasan constantemente ante ti a cualquiera de los tres niveles antes mencionados:mental, funcional y físico.

Cuando no está centrado, tu conciencia,se ve invariablemente atraída hacia uno o más de estos objetos y se enfoca en ellos.

Si es atraída lo suficiente por alguno de ellos, tu sentido de darte cuenta se absorbe en la contemplación del objeto.En ese momento la conciencia ya no se da cuenta de que se da cuenta del objeto,sino que simplemente está absorta en el objeto.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: